Complacer a un amor platónico

Hubo un tiempo en que me hice la pregunta ¿Se puede complacer a un amor platónico? En la verdad y ahora lo digo porque el tiempo ha pasado y he aprendido algunas cosas sobre las relaciones personales. Antes de explicar esto pienso que primero se debe saber de dónde viene esto de amor platónico.

platonic love

Esto de amor platónico se le atribuye a Platón  aunque fue después de su existencia pero más es por sus pensamientos que iban más allá de lo físico, que en este caso viene a ser espiritual idealizado que en cierto modo no es alcanzable. Para ser más claro en esto, hay que dar la definición correcta del término.

Que en este caso nos dice: “El amor platónico es una elevación filosófica de la manifestación de una idea hasta la contemplación de la misma, que varía desde la apariencia de la belleza hasta el conocimiento puro y desinteresado de su esencia. Es una forma de amor y amistad en que no hay un elemento sexual.”

El amor platónico, de esta manera, sería el amor del alma y no del cuerpo,  esto explica por qué se le considera un amor en el que no interviene en ningún momento el deseo pasional. Pero esto tiene su explicación, un amor platónico que en palabras sencillas y la que todos creemos que entendemos.

Es aquel al que por mucho que aspiramos siempre hay una barrera invisible en medio de las dos personas, aunque las dos estén juntas. Por lo general sabe pasar en personas que trabajan en la misma empresa, viven muy cerca o por lo menos hay la oportunidad de que se puedan ver muy a menudo.

Para mí no tiene sentido el tener un amor platónico con alguien que ni siquiera tiene la oportunidad de conocerla ni en su tercera reencarnación, como es el caso con estrellas de cine y que de paso viven en otro país que solo el pensar, que puede viajar se les hace eterno.

Ahora, ¿Cómo complacer a un amor platónico? Si se puede aunque de la misma forma, ¿Cómo es eso? Bien, si tú, seas quien seas y me refiero al género que sea, tienes un amor platónico y que de paso está a tú alcance, lo puedes complacer de muchas formas, recuerda que el complacer no solo se debe al sexo.

Complacer es atender que si el caso es que esta persona hable contigo y no sabe que es tú amor platónico, bien, la atiendes, le escuchas, lo dejas hablar de lo que a esta persona más lo apasione. Desde luego que esto debe ser de la forma más sencilla para que no sospeche de tus sentimientos.

No hay que olvidar que un amor platónico es eso, esto quiere decir que por mucho que se quiera no se puede invadir ya que si lo haces, se pierde la magia que hay. Esto es claro, si se rompe esta barrera invisible ya deja de ser un amor platónico y por ende lo espiritual da paso a lo personal que en esto entra de todo.

Cuando fui muy joven, tuve mi amor platónico y me complacía solo con verla incluso a una distancia de casi 100 metros, ¡Ridículo verdad! Pero cuando uno se enamora de esta forma todo lo ve mágico y verdadero a la vez aunque, nunca me acerqué  a más de 4 metros de ella, ¿Por qué? Pienso que tenía miedo.

El caso es que si tienes un amor platónico y tu intención es complacerle, lo puedes hacer, toma en cuenta que en mayor de los casos estas personas tienen sus compromisos y por esto, no se puede acercar más a menos que sea un verdadero amor de parte de los dos, esto se nota hasta con la mirada, ¿No te has dado cuenta cuando alguien te ve de una forma diferente? Complacer a un amor platónico es muy bello.

¿Es posible volver a confiar en tu pareja?

Esta es una de las grandes preguntas que todos nos hemos hecho alguna vez. Realmente no importan los motivos, de igual si nuestra pareja nos ha sido infiel, si alguna vez nos ha abandonado o alguna situación por el estilo. La nueva situación es que habéis vuelto y ese pequeño hueco se ha quedado atrás… ahora, mientras todavía dura la euforia, estáis felices y parece que la vida os ha dado una nueva oportunidad para enmendar todos esos errores del pasado.

Sin embargo el tiempo sigue pasando, las discusiones vuelven a aparecer y con ellas el cáncer de la desconfianza.

Cómo confiar en tu pareja?

¿Es posible volver a confiar en nuestra pareja una vez nos ha fallado?

Voy a empezar con un ejemplo que quizá no termines de verle el parecido pero créeme que es prácticamente lo mismo. ¿Eres creyente? ¿Crees en un poder superior al del hombre? Da igual que la respuesta sea si o no porque todos sabemos lo que significa: se trata de tener fe ciega hacia algo y seguramente nunca tendrás pruebas físicas y sólidas para demostrarlo.

La confianza es igual pero en este caso tenemos algo en contra, que ya en algún momento la han roto.

Así que la respuesta es Si, podemos creer que nuestra pareja nunca más nos va a traicionar pero tenemos que hacerlo ciegamente. Van a aparecer situaciones en las que se verá puesta a prueba nuestra capacidad de control y solamente nosotros podemos aguantar.

Pero también os digo que no seáis idiotas, hay quien dice que si una persona te falla lo volverá a hacer así que confiar por un lado, pero estar alerta por el otro.

Trucos para confiar en tu pareja

Si has llegado hasta aquí es porque has decidido darle otra oportunidad a tu pareja porque la quieres y porque piensas que puede funcionar así que enhorabuena, es posible que exista una oportunidad y que llegue el día en el que todo lo que ha pasado ya no importe. Vamos a ver unos pequeños consejos que nos ayudarán a hacer ese camino más liviano.

El tiempo lo cura todo

Esto es cierto pero en este caso funciona de forma distinta. La idea de que pase el tiempo en ese caso consiste en que nosotros olvidemos… no nos engañemos, el ser humano olvida por mucho que algo nos haya dolido. Con el paso de los años van desapareciendo los pequeños detalles malos si todo va bien. Si conseguimos enmendar toda nuestra relación a partir de este momento, en el futuro solo nos acordaremos de los buenos momentos por lo que una de nuestras metas debe de ser esa.

Enterrar definitivamente el pasado

Si queremos que el pasado no vuelva una y otra vez lo primero que tenemos que hacer, aunque sea doloroso, es hablar de ello con nuestra pareja. Usemos la empatía. Aunque parezca imposible, intentemos meternos en la mente de ella para comprender el origen de como hemos llegado a esta situación. Puede que no entendáis pero es necesario hablarlo para salir de ese punto muerto.

Una vez este todo medioclaro, el pasado se entierra y se acabó, no se vuelve a mencionar. Si ya habéis perdonado es absurdo sacar el tema una y otra vez… se que no somos de piedra y muchas veces la rabia podrá mucho más que la razón pero tenemos que hacerlo por el bien de nuestra relación y si queremos conservarla por mucho tiempo.

traicion

El ultimatum o la última oportunidad

Este punto es duro pero justo. Cuando hables del tema con tu pareja tenéis que llegar a entender que os estáis dando una nueva oportunidad pero que va a ser la última. Si esto se vuelve a repetir sería absurdo volver a intentarlo porque casi seguro que no funcionará. Si ya es complicado que una relación funcione con una traición a la espalda pues imaginad con dos o más.

Ambos debéis de entender que es vuestra última oportunidad para hacer las cosas bien y para corregir todos errores del pasado que lleváis arrastrando.

Se acabaron las mentiras

Esta es una de las cosas que tenéis que trabajar, tanto tu como ella. El abismo que se ha construido entre vosotros tiene su origen en las mentiras… a partir de ahora debéis de procurar ser lo más sinceros posibles entre vosotros. Uno de los valores clave en una relación debe de ser la confianza y por ello, evidentemente, las mentiras no deben de existir. Tenéis que ser lo suficientemente capaces de llevar la relación sin mentir de ninguna forma, de esa manera fluirá la comunicación y evitaremos que vuelvan a darse de nuevo este tipo de situaciones.

Mucha Paciencia

La confianza es un preciado tesoro que no se recuperará de la noche a la mañana. Tenéis que ser muy pacientes con vuestra pareja(o vuestra pareja con vosotros) mientras recuperéis la confianza. A veces puede parecer desesperante pero hay que entenderlo. En un momento del pasado nosotros confiábamos ciegamente en esa persona, en que todo nos iría bien y nada fallaría en la relación hasta que llega el día menos esperado y zas! ocurre. Es cierto que las cosas se han hablado y se han solucionado pero tomará algún tiempo que vuelvan a ser lo que fueron.

Estar preparados para lo inevitable

Es triste pero la gran mayoría de las parejas que vuelven a estar juntas después de una traición no acaban bien. Es lo que os comentaba antes. Cuando una pareja se inicia se crea una relación de dependencia mayor o menor. En el momento en el que la relación se rompe tendemos a echar de menos muchas de las cosas que nos aportaba esa otra persona… si volvemos a iniciar la relación al principio se creará una sensación de una fuerte euforia que parece que podrá con todo… y al principio es así, vuelves a ser feliz y vuelves a sentirte bien, que eres la persona más importante del mundo.

Sin embargo muchas veces los problemas sigue ahí, apartados, pero esperando a volver surgir en el peor momento. Cuando esa euforia va desapareciendo, los problemas y las discusiones vuelven a aparecer y nos volvemos a encontrar en el punto de salida.

Como pequeño consejo, os digo que aprovechéis esa segunda oportunidad pero, en caso de que veáis que no funciona, intentad pensad más allá. Empezad a cuidaros más, a crear un futuro alternativo al que teníamos pensado, a establecer lo que vamos a hacer a partir de ahora y como nos vamos a sentir cuando el mazazo nos vuelva a golpear.

Anticiparse al golpe hará que no nos duela tanto.

Busca ayuda profesional

Si no sois capaces de arreglar vuestros problemas quizá os vendría bien buscar terapia de pareja. Puede que no nos sintamos bien contando nuestras intimidades a un psicólogo pero tenéis que pensar que este profesional tratará el tema de la forma más imparcial posible y que nos puede ayudar bastante.

Mi recomendación es que intentéis encontrar una terapia corta y barata(incluso ahora se puede hacer de forma online) y probéis… muchas veces es la mejor manera para sacar todos esos problemas a la luz y poder resolverlos antes de que vuelvan a salir y vuelvan a destrozar nuevamente nuestra relación de pareja.

traicion de pareja